Imagen | Mapp4all

Una ciudad con millones de habitantes es dinámica y ruidosa. Miles de personas se desplazan de un lado para otro en pos de la oficina, el garaje, el supermercado o el gimnasio; un torbellino de movilidad que impulsa la rueda del día a día.  Sin embargo, no todo el mundo tiene la misma facilidad para moverse: basta con romperse una pierna para comprobar cómo de repente la vida en la ciudad se convierte en una carrera de obstáculos.

Las personas con movilidad reducida, con déficit auditivo o visual o bien que empujan un carrito de bebé necesitan de una planificación específica cada vez que quieren dirigirse a algún lugar. ¿Tiene la oficina del banco una rampa que complemente las escaleras? ¿Dispone el restaurante de menús escritos en braille? ¿Está equipada la parada de metro de destino de ascensor para subir a la calle? En un mundo ideal todos los lugares deberían cumplir unas normas mínimas de accesibilidad, no obstante, los ciudadanos siguen encontrándose a menudo con dificultades insalvables.

Para que ello no ocurra nace Mapp4All, una aplicación gratuita para iOS y Android de búsqueda y localización de puntos de interés accesibles clasificados por categoría y grado de accesibilidad. En ella, todo tipo de emplazamientos, tanto públicos como privados, están catalogados para que cualquier ciudadano pueda consultar si cumplen con los requisitos acordes a sus necesidades. En un segundo nivel, la aplicación también ofrece información de servicios para personas a cargo de bebés, celíacos o propietarios de animales domésticos. Restaurantes, hoteles, entidades financieras, salas de espectáculos, paradas de transporte público, comercios, espacios culturales y centros sanitarios son sólo algunos de los lugares listados por Mapp4all, pero también farmacias, ópticas, notarías, panaderías y, en definitiva, cualquier tipo de ubicación susceptible de recibir visitas. En palabras de Josep Esteba, CEO de Mapp4all, “se trata de crear la Wikipedia de la accesibilidad universal”. Mapp4all es una app internacional, y en ella se pueden consultar establecimientos de ciudades tan distantes como Nueva York o Pekín. En España hay actualmente 20.000 puntos creados, de los cuales más de 3.500 son de Barcelona.

M4A2

Imagen | Mapp4all

Cualquier usuario registrado en Mapp4All puede introducir un local o actualizar la información existente. Las empresas, por su parte, también pueden incorporar directamente sus locales. En Europa un 9% de la población sufre algún tipo de discapacidad, y de este porcentaje, un 20% tiene más de 60 años. “Si a estos ciudadanos sumamos todos aquellos que se desplazan con niños o mascotas o padecen algún tipo de alergia, estamos hablando de un 70% de usuarios interesados en utilizar activamente esta aplicación”, comenta Esteba.

Mapp4all está en proceso de expansión, tanto a nivel tecnológico como de contenido. El objetivo es poder presentar, en el marco del congreso Smart City Expo World Congress que se celebra en noviembre en Barcelona, una digitalización completa de la accesibilidad en la ciudad condal. Para ello, el equipo de Josep Esteba tiene el reto de incorporar a la aplicación un total de 500.000 puntos de interés. Así, Barcelona se convertirá en la primera ciudad del mundo que ofrece a ciudadanos y visitantes una herramienta para conocer en todo momento el grado de accesibilidad de los diferentes espacios. A partir de ahí, la estrategia a seguir durante 2016 es digitalizar otras grandes ciudades españolas, como Madrid, Sevilla, Valencia, Bilbao y A Coruña.

Las ciudades inteligentes trabajan para eliminar las barreras que condicionan el desplazamiento de millones de personas. Mientras tanto, herramientas como Mapp4all contribuyen de manera esencial a mejorar su calidad de vida.